Translate

jueves, 25 de octubre de 2012

Recursos, energía, crecimiento económico y deuda.


Recursos, energía, crecimiento económico y deuda.


En este artículo se tratarán de explicar las directas relaciones que tienen los stocks de recursos planetarios, la energía que se requiere para transformarlos en bienes de consumo en el continuo crecimiento económico experimentado hasta antes de la actual crisis-estafa y la generación de deuda a través del crédito, una deuda que es físicamente imposible de rembolsar como veremos. Tratar de requilibrarla mediante las políticas de recorte supondrá desmantelar todos los servicios sociales. La salida propuesta por los neo keynesianos es igualmente inútil pues por mucho que traten de impulsar el crecimiento se toparán con los límites físicos, ya sobrepasados de los principales recursos materiales y energéticos.

Por energía entendemos la capacidad de realizar un trabajo, es decir de transformar materias primas o recursos en bienes de consumo que satisfagan nuestras necesidades. La disciplina económica se encarga de estudiar la forma o los medios que nos permiten satisfacer esas necesidades mediante los recursos materiales y energéticos disponibles, es decir, estudia qué producir, para qué producir y para quién producir.
Contenedores transportados por buques mercantes. Cada barco puede llevar el peso equivalente a todos los habitantes de Madrid.

El crecimiento económico es el aumento de la producción de bienes y servicios, por tanto está basado en un incremento en el uso de energía para transformar esa materia prima en bienes de consumo con la consecuente generación de impactos  en la elaboración de estos bienes así como de residuos tras su consumo.


En el mundo hay 100 millones de tractores

El sistema capitalista requiere crecimiento económico constante para crear empleo asalariado pues ninguna empresa invierte capital acumulado previamente procedente de los beneficios generados por su actividad sin tener como objetivo incrementarlos. En pocas palabras, una empresa emplea nuevos trabajadores si aumenta su cuota de mercado o se expande gracias a los beneficios acumulados.


El consumo energético y el crecimiento del PIB están estrechamente correlacionados.

Para realizar una inversión, la mayoría de empresas, familias y administraciones recurren al crédito para disponer de la liquidez necesaria para llevarla a cabo, es decir, se endeudan solicitando dichos préstamos a la banca. Como sabemos, todo crédito ha de ser devuelto con intereses, es decir, se devuelve una cantidad mayor de dinero de la que se solicita. La consecuencia es que para devolver dichos créditos la producción (y el consumo) agregada de todas las empresas, administraciones y familias ha de crecer, es decir, se ha de aumentar la producción de bienes y servicios y por tanto la energía para transformar las materias primas.

Obviamente el crecimiento económico indefinido, además de indeseable ética y ecológicamente, es materialmente imposible. En primer lugar porque la cantidad de recursos tanto materiales como energéticos son limitados en el planeta Tierra y en segundo lugar porque las leyes de la termodinámica son tan infalibles como cualquier otra ley física, por ejemplo la gravedad, pretender crecer ad infinitum es tan irrealizable como saltar desde el cañón del Colorado  y flotar en el aire.

Las leyes de la termodinámica se deben de cumplir siempre en todo el Universo. Las dos principales nos indican que la materia y la energía ni se crean ni se destruyen, se transforman y que cada transformación de la energía de un tipo a otro supone la disipación de una parte en forma de calor que  no podrá recuperarse para realizar un trabajo útil. Por ejemplo el calor que desprenden unos neumáticos tras una frenada brusca no podrá recuperarse o un vaso tras caer y romperse no podrá recomponerse por si mismo, hará falta invertir energía. Este concepto se llama entropía, todo tiende al desorden por lo que para mantener un sistema ordenado habrá que invertir energía.

El desarrollo de la revolución industrial fue posible gracias al uso intensivo de combustibles fósiles, en primer lugar carbón durante el siglo XIX y más adelante petróleo y gas. Desde 1800 hasta hoy la población se ha multiplicado por 7. Somos 7000 millones de habitantes. El ciudadano medio consume 24 veces la energía que consumía una persona del neolítico.

El uso de energía, extracción de minerales, la producción material, la emisión de CO2, la producción de residuos y el crecimiento demográfico están directamente correlacionados. Casi la mitad de la biomasa producida por los ecosistemas tanto naturales como por las áreas cultivadas, es decir, casi la mitad de los productos derivados de la fotosíntesis, es utilizada por el sistema urbano-agro-industrial desperdiciando más del 50%. El resto de seres vivos ha de conformarse con el resto. No es de extrañar que desaparezcan en torno a 1000 especies al año.
Más correlaciones directas: cantidad de CO2 en la atmósfera, crecimiento poblacional, uso de combustibles fósiles  y evolución del PIB mundial.

Correlacion entre consumo de diversos minerales, agua, construcción de infraestructuras etc etc

Todo esto no habría sido posible sin los combustibles fósiles ya que tienen una densidad energética sin comparación: la energía liberada por un litro de gasolina equivale a tener a un hombre sano y fuerte trabajando durante 4 días y medio sin descansar. 1 kg de petróleo contiene 10.000 kcal mientras que 1 kg de pan tiene en torno a 3000. Además el petróleo es el único recurso energético que al ser líquido es muy versátil y fácil de transportar y quemar cuando se necesite. Lo que lo hace insustituible. El petróleo junto con los otros combustibles fósiles (gas y el carbón) suponen casi el 90% del consumo energético primario mundial.
Consumo mundial de energía primaria por fuentes.

Por tanto podemos hablar de la existencia de “esclavos energéticos” virtuales que han hecho posible el aumento de la productividad. Cada habitante del mundo tiene una media de 20 esclavos, un europeo 45 y un estadounidense 120 ya que EEUU consume el 25% del crudo con una población del 5% mundial.



Evolución de la población mundial, los principales hitos tecnológicos y el gasto energético.

Evidentemente el petróleo no es infinito. En la década de 1950, el geólogo estadounidense Hubbert observó que la producción de todo yacimiento comienza a declinar tras haberse extraído entre el 30 y el 50% de su petróleo. Esto se debe al descenso de la Tasa de Retorno Energético (TRE), entendida como la rentabilidad en términos energéticos, es decir, el cociente entre la energía obtenida y la utilizada para obtenerla. Ocurre porque llega un momento a partir del cual se consume más energía de la que se obtiene del petróleo que se extrae. A principios de los años 30 se necesitaba 1 barril de petróleo para extraer 100, en los 70 la proporción era 1 a 30 y hoy es 1 a 15 aproximadamente. Para hacernos una idea de la importancia energética del petróleo, los agrocombustibles tienen TREs de en torno a 1 y las renovables entre 2 y 10.

Extraer petróleo de yacimientos convencionales es sencillo al principio pues el petróleo sale por diferencia de presión con la superfice, más adelante hay que instalar una bomba para extraerlo. El proceso se asemeja a absorver agua con una pajita de una esponja empapada, cuanto menos agua quede más costará extraerla.

A partir de esta observación y del ritmo de descubrimiento de nuevos yacimientos Hubbert dedujo que el pico de extracción en EEUU llegaría a principios de la década de 1970 como así fue aunque al principio se rieron de él.

Millones de barriles al día producidos e importados en EEUU. Cuando EEU llega a su máxima capacidad de extracción debe importar más para mantener su economía en crecimiento.  

EEUU pasó de ser un país exportador a importador de crudo y el presidente Nixon rompió el patrón dólar-oro. Aparecen los petrodólares, sólo podía comprarse petróleo con esa divisa en el mercado internacional.  El endeudamiento y el crédito ilimitados y sin regulación se convierten en garante de un supuesto crecimiento sin fin basado en una abundancia mundial de petróleo fácil de extraer.
Dólares impresos por la reserva federal (en miles de millones), nótese el espectacular incremento tras los años 70 y sobre todo tras la quiebra de Lehman brothers en 2007.

Gráfico 1:   Porcentaje de deuda público-privada con respecto al PIB en EEUU. Obsérvese la magnitud que alcanzó durante el Crack del 29, aún así es casi la mitad que actualmente.
Gráfico 2:  Evolución del consumo energético en EEUU según fuentes (en rojo el petróleo) . Si comparamos ambos gráficos podemos infererir que el crecimiento exponencial de consumo de petróleo favoreció el crecimiento económico que redujo los niveles de deuda tras el crack de 1929. Hoy día  no disponemos de ese as en la manga como veremos. (fuente)


A nivel mundial el pico de extracción fue en torno a 2006, momento en el que la demanda mundial superaba la capacidad de extracción, como ha reconocido la Agencia Internacional de la Energía, desde entonces la tasa de extracción de petróleo convencional declina muy lentamente. Por  ello a nivel  global, la economía nunca podrá continuar su crecimiento  al haber sobrepasado el ritmo de regeneración de gran parte de los recursos naturales renovables y alcanzar la máxima capacidad de extracción de los combustibles fósiles.

Este gráfico nos muestra como tras varios años en los que la demanda superaba la capacidad de extracción, el precio del barril se dispara a principios de 2007 coincidiendo cronográficamente con el inicio de la crisis.

De hecho la burbuja inmobiliaria reventó dos años después del pico del petróleo tras la imposibilidad de seguir financiando a bajo interés todos los sectores económicos implicados en la construcción (muy demandantes de energía y materias primas) al subir brutalmente el precio del petróleo, todo se encareció: extracción de materiales, procesado, fabricación de acero, hormigón, aluminio, hierro, cobre para tendidos eléctricos, incremento del costo de transporte etc.


Cotización media de las principales materias primas y del aluminio y cobre. Se observa como sube el precio de todas coincidiendo con el pico de máxima extracción de petróleo. La bajada en precios tanto del petróleo como de las materias primas en 2008 coincide con la penosa declaración de "brotes verdes". Al destruirse gran cantidad de la demanda, los precios bajaron coyunturalmente para luego vover a incrementarse.


La deuda mundial agregada tanto privada (familias, empresas y bancos) como pública de los estados no podrá requilibrarse jamás ya que para poder rembolsar un préstamo es necesario crecer (ya que hemos de pagar la misma cantidad más intereses) lo que requiere disponer de mayor cantidad de energía y materiales cada vez más escasos y caros para producir mayor cantidad de bienes y servicios. Para muestra un botón: la deuda pública española no es muy grande en comparación con otros países (66% del PIB) pero entre la pública y la privada suponen un 366% del PIB (al incio de la crisis), es decir más de 3,5 veces lo producido en un año en el país.
Deuda de varios países, se observa como en la mayoría de los casos, gran parte de la deuda corresponde a las grandes empresas y bancos. Obligar a la ciudadanía a pagarla con recortes impuestos es una estafa.
Casi todos los gobiernos del mundo en manos de la banca internacional y las grandes corporaciones aplicarán políticas de recortes para que parte de la deuda sea pagada de la única forma posible en un escenario de recesión y depresión mundial físicamente inevitables: desarticulando todos los servicios públicos permitiendo a las corporaciones hacer negocio con la salud, la educación, la seguridad, los cuidados, el agua, patentar semillas etc. Esta situación se ha venido  dando en los últimos años incluso en escenarios de crecimiento débil donde los beneficios empresariales han aumentado su porcentaje en el PIB y las rentas al trabajo han disminuido.

Los beneficios empresariales crecen incluso en épocas de crisis mientras que el porcentaje del PIB compuesto por salarios de empleados disminuye en tiempos de crecimiento.


Pero por qué es tan importante el petróleo en el actual sistema productivo, qué lo hace insustituible, en primer lugar los combustibles fósiles suponen un 90% de la producción energética primaria a nivel mundial y por la densidad energética que poseen además de la versatilidad del petróleo por ser líquido, veamos su importancia sector por sector.

Agricultura: en el mundo existen 100 millones de tractores que funcionan con gasoil. Los fertilizantes sintéticos (nitritos y nitratos) que nutren los cultivos de la agroindustria son derivados del gas natural. Además se utilizan fosfatos y potasas de origen mineral cuya extracción está en declive por la mayor dispersión y menor concentración de las mismas. Pesticidas, plaguicidas, herbicidas y demás biocidas son también derivados del petróleo: Se puede decir que el sistema de producción de alimentos actual se basa en convertir petróleo y gas en comida pues para producir 1 kcal de comida se requieren quemar 9 kcal de combustibles fósiles. Además los principales acuíferos de las mayores  áreas de agricultura intensiva del mundo están sobrexplotados y a punto de agotarse por lo que se requieren mayores cantidades de energía para extraer agua de mayores profundidades. De hecho, la correlación entre los precios del petróleo y los alimentos es de un 93%, es por ello que ante el encarecimiento de los alimentos las grandes multinacionales están acaparando tierras en países empobrecidos y expulsando a sus pobladores autóctonos.




El pico del fosfato, un importante nutriente de origen mineral fue en 1989.

El precio del petróleo está correlacionado un 93.6% con el de los alimentos.
La subida de precio de los alimentos provoca revueltas en los países empobrecidos ya que sus poblaciones destinan en torno a un 80% de sus ingresos a la alimentación.



Industria y transporte: Los mayores consumidores de energía. Existen 1000 millones de coches en el mundo. La deslocalización industrial producto de  la globalización no se puede explicar sin la existencia de una fuente de energía tan abundante y versátil que sea capaz de desplazar la flota mundial de 90.000 buques mercantes que desplazan 600 millones de toneladas al año.

Servicios: actualmente el turismo es uno de los sectores más importantes de la economía mundial. Se mueven 1000 millones de turistas internacionales al año, como en el caso anterior, no se explicaría sin la existencia de un combustible con tan alta densidad energética y versatilidad el cual es posible de transportar y utilizar cómodamente cuando se requiera.

El pico del petróleo acelerará el cenit de máxima extracción de todos los materiales: cobre (para tendidos eléctricos), aluminio, hierro, níquel, fosfatos (ya fue en 1989), nitritos y nitratos (fertilizantes), tierras raras (electrónica) etc. La práctica totalidad de todos los materiales y minerales están cada vez más dispersos geográficamente y menos concentrados por lo que se incrementan los costes de extracción y la cantidad de energía requerida para ello con el consecuente incremento en la polución, despilfarro de agua y mayor impacto en la remoción de materiales. Por ejemplo: los romanos extraían oro y plata de España, hoy día no quedan, extrapolemos al resto del mundo y con el resto de recursos. Además al principio se extraen o explotan los recursos con mayor concentración y menor coste de extracción por ejemplo,  primero se recogen las manzanas que están más cerca del suelo antes de subirse al árbol a por las últimas. Se estima que si se pretende cambiar todo el parque automovilístico de motor a combustión a eléctrico se necesitaría el doble de litio que existe en el mundo para poder construir las baterías de dichos coches.

Por último, es importante detallar que no existe una alternativa al petróleo ni a los combustibles fósiles que puedan sustituirlos como base energética que mantenga el actual sistema urbano-agroindustrial y mucho menos continuar con la dinámica de crecimiento.

Se calcula que si sustituimos el petróleo por carbón, gas y uranio (combustibles fósiles los primeros y mineral el último, por tanto recursos no renovables) el cenit de estas tres llegaría aproximadamente en 2015. Además gran parte de la maquinaria del sistema urbano agroindustrial está diseñada para funcionar con diésel (derivado del petróleo), la reconversión supondría una gran inversión energética, material y monetaria además del tiempo que se necesitaría para llevarla a cabo.
No hay alternativa al petróleo para mantener el actual sistma productivo.

Los petróleos no convencionales (arenas asfálticas, fractura hidráulica y otros) tienen TREs muy bajas y causan graves problemas ambientales, contaminando el agua y derrochando productos químicos muy tóxicos. No hay que olvidar que la mayor parte de los principales acuíferos del mundo están sobrexplotados por la agricultura intensiva lo que demanda cada vez mayor cantidad de energía.


 Despilfarro de agua, polución y degradación paisajística en un yacimiento de arenas asfálticas.


La nuclear es directamente buscar el suicidio colectivo como nos advirtieron los últimos sucesos en Japón. Tan sólo supone en torno a un 5% de la producción energética mundial primaria por lo que probablemente habría uranio para muy pocos años si todo el sistema primario de producción energética se basase en la nuclear. En cuanto a las tecnologías de fusión siempre se dice que le quedan 50 años para desarrollarse. La realidad es que es material y técnicamente imposible reproducir una estrella pues se necesitan temperaturas de núcleos de estrella (15 millones de ºC) para activar este proceso, no hay material en la corteza terrestre que aguante dicha temperatura. El único reactor de fusión que podemos aprovechar modestamente es el Sol.

La gran esperanza verde en las renovables son sólo una ilusión. Estas pueden servirnos para realizar una transición hacia un modelo productivo opuesto al actual pero nunca sustituir al petróleo pues poseen TREs de entre  2 a 10. Por ejemplo, para fabricar aerogeneradores  y placas fotovoltaicas  se requieren ingentes cantidades de materiales muy escasos, neodimio y cadmio respectivamente aparte de ingentes cantidades de  energía para fabricar todos los aerogeneradores y placas que se requieren para mantener el nivel de consumo actual. Por último, la vida útil de estos artefactos es limitada y su mantenimiento también supone un gasto energético pues algunos aerogeneradores poseen dimensiones mayores de 40 metros y han de limpiarse en helicóptero. Son por tanto subsidiarias del petróleo.


Gigantismo industrial demandante de grandes inputs energéticos en la instalación y mantenimiento de un aerogenerador.

El hidrógeno es otra de las grandes esperanzas tecnoentusiastas. Si bien el poder calorífico del hidrógeno es 3 veces mayor al del petróleo, uno de los problemas es que el hidrógeno es un gas, y para poder conseguir una masa equivalente a la de un litro de petróleo (unos 700 gramos) tendríamos que comprimirlo a presiones  o temperaturas inauditas de entre - 259,2 y 252,77ºC.  Para liquificarlo se invierte una energía próxima a 1/3 de la que el hidrógeno puede proporcionar (fuente) y como veremos antes de obtener el H y almacenarlo, hemos de romper el enlace químico que lo une a otros elementos pues el H no se encuntra aislado en la corteza terrestre.


El valor verdaderamente relevante es el poder calorífico por unidad de volumen a las presiones de trabajo. Otro problema del hidrógeno es que es muy volátil por lo que no se encuentra en estado puro en la naturaleza, es decir siempre se asocia o se enlaza con otros elementos químicos formando sustancias tales como el agua o algunas sales entre otras muchas. Para romper estos enlaces y aislar los átomos de hidrógeno es necesario invertir grandes cantidades de energía, en último término procedentes de los combustibles fósiles y almacenarlas de forma segura.

Como conclusión podemos afirmar que el sistema capitalista global atraviesa una coyuntura de gran incertidumbre por la incapacidad física de seguir aumentando a nivel global la producción de bienes y servicios, el consumo energético y la creación de empleo, es decir el crecimiento económico. Esto supone una mayor presión sobre los recursos de los países empobrecidos lo que provocará mayor número de revueltas y hambrunas. En los países enriquecidos-empobrecedores estamos experimentando profundos recortes en políticas sociales y pérdida de poder adquisitivo para la mayoría de la población lo que está originando incipientes tensiones sociales y una desacreditación del sistema político pues el ejército de reserva como dice Galeano (mano de obra que el sistema expulsa porque no la necesita) no parará de aumentar. Por todo ello, las contradicciones del capitalismo se harán aun más evidentes, palpables, injustificables y difíciles de ocultar para el sistema.
Por todo ello en mi opinión, los que se consideran dirigentes del movimiento obrero erran en pretender alinearse (y alienarse) con los capitalistas a la hora de incrementar la explotación de los bienes naturales como única forma de acceso a la riqueza pues el propio movimiento obrero en su origen lo que pretendía es emanciparse de la clase que los explota, es decir autogestionar la producción de bienes que satisfagan sus necesidades. El movimiento obrero sino evoluciona hacia el ecologismo no es movimiento obrero, es colaboracionismo con el sistema capitalista-patriarcal. Entiendo ecologismo como la ideología y la praxis cuyos objetivos finales son una distribución social justa y equitativa de la riqueza que satisfaga las necesidades de todos los humanos sin degradar los ecosistemas, de forma que el sistema productivo imite el funcionamiento de la biosfera, reincorporando todos los deshechos a los ciclos naturales y sin menoscabo de las otras formas de vida que son tan importantes como nuestra especie.
Documental no hay mañana sobre la inexistencia de alternativas a los combustibles fósiles para mantener el actual sistema productivo:


6 comentarios:

  1. Es evidente que sólo podemos decrecer de forma ordenada o a saber lo que pasará cuando la situación nos obligue.

    ResponderEliminar
  2. grande amigo, gran texto, me ha gustado mucho. Por lo que veo las renovables son parte de la solucion para tener un declive ordenado y lógico. Creo que el cáñamo es la planta mas preparada para dicha función. Si os interesan hacer estudios sobre el cañamo ponte en contacto cnmigo pues estoy interesado en todo ello y me quiero ir a la alpujarra a estudiar sobre ello. Un abrazo y sigue con tan buen blog!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. efectivamente, que tengas mucha suerte en tus proyectos con el cáñamo, un abrazo¡

      Eliminar
  3. Pero mira que eres pesimista, Bilal, ¿acaso no sabes eso del petróleo 2.0?. ya ya sé que aún no es viable, pero en 50 añejos, jejejeje tendremos bacterias excretando petróleo por un tubo...

    Coñas aparte, muy interesante el artículo, y sobre todo muy clarito, vamos que fijo que lo entiende hasta el actual ministro de economía.

    Un beso, niño

    ResponderEliminar
  4. Muy interesante lo que decís, y muy buenos graficos a decir verdad... Sin embargo, ¿Podrías citar las fuentes? Eso le da mucha más credibilidad a lo que expresas aquí... Saludos!

    ResponderEliminar